1libro1euro

1 Libro = 1 Euro ~ Save The Children

traductor

Charles Darwin quotation

Ignorance more frequently begets confidence than does knowledge: it is those who know little, and not those who know much, who so positively assert that this or that problem will never be solved by science

Jean-Baptiste Colbert quotation

L'art de l'imposition consiste à plumer l'oie pour obtenir le plus possible de plumes avec le moins possible de cris

Somebody quotation

El miedo es la via perfecta hacia el lado oscuro. El miedo lleva a Windows, Windows a la desesperacion, esta al odio hacia Bill Gates y ese odio lleva a LINUX

Vares Velles

Vares Velles
Al Tall

Això és Espanya (vara seguidilla) per Al Tall

dimecres, 24 de juny de 2009

Crònica de Ramon Muntaner (CCLXXXIV)

Continua relatant-nos el cronista l'aliança entre pisans i genovesos, i com acabarà devenint contrària als seus interessos.


CCLXXXIV


Cierto es que la alianza que hubo entre ellos fue como la de la rata y la rana (1108), que pensaban engañarse una a la otra, tal como encontraréis en las fábulas de Isop (1109); que, como cada una iba con mala intención, llegó el milano, se las llevó a las dos y se las comió, tal como ha sucedido con los que hicieron la alianza, ambos con engaño y maldad, y con intención de abandonar y de engañar el uno al otro; y el ejército de la casa de Aragón, que es el águila, les atacó inesperadamente, y los ha devorado y destruido del todo, y siempre lo hará, si a Dios place.

Debéis saber que cuando la armada estuvo lista en Pisa para venir a socorrer el castillo de Càller, había veintitrés galeras de genoveses y cinco de pisanos, y seis con doble castillo a popa y a proa, y seis saetías (1110), y una nave, y muchas embarcaciones de pisanos, de forma que fueron al menos sesenta velas las que partieron de Pisa. Y cuando el noble En Francesc Carròs, almirante del señor rey de Aragon, supo que esta flota venía contra él, con intención de socorrer el castillo de Càller, castillo que dicho almirante tenía sitiado, decidió que de ninguna forma dicha ayuda de provisiones y gente podía entrar en el castillo, y se dispuso a impedirlo, como el buen y sabio caballero que era; y por los hechos pasados predijo los futuros, tal como aquí oiréis.

Cierto es que no hacía todavía dos meses, que dos galeras de Pisa, ligeras, llegaron de noche a la empalizada de Càller, y sin que el almirante En Carròs se enterara, entraron dentro de la empalizada, y eran galeras ligeras de remos, y llevaban provisiones que introdujeron en el castillo de Càller. Y cuando el almirante divisó, a la mañana siguiente, las dos galeras dentro de la empalizada, se disgustó mucho; sin embargo, con la ayuda de Dios y su buen sentido, todo se resolvió para bien y con gran alegría y provecho. Ya que él asedió dichas galeras inmediatamente, de modo que no podían salir de la empalizada sin pasar por sus manos; y así las tuvo tan sitiadas, que la chusma de dichas galeras acabó comiendose más de lo que habían traído. Y cuando los vio en aquella situación, una noche, por mar y por tierra, cayó sobre ellos, sorprendiéndoles de tal manera que tomó las dos galeras con toda su tripulación y todo cuanto tenían, y no escaparon vivos más de treinta que habían logrado esconderse bajo el puente. Y a aquellos treinta, cuando se hizo de día, y los encontraron vivos, no los mataron, ya que cuando uno es apresado, no es correcto que se le mate; pero les pusieron grilletes de hierro inmediatamente, y se les puso a trabajar en la construcción de la muralla y del foso que el almirante estaba construyendo en el lugar de Bonaire, el cual en poco tiempo se convirtió en uno de los más hermosos lugares que nunca se pudiera ver acabado en tan escaso tiempo. Que quiero que sepáis que en aquellos días había más de seis mil hombres de armas buenos, todos catalanes, con sus mujeres, y no hacía todavía dos años que el almirante lo empezó a edificar, mientras tenía sitiado el castillo de Càller, y el señor infante N'Anfòs tenía sitiada Viladesgleies; por lo que los pisanos tienen claro que solamente con el fortín de Bonaire se podría tener asediado a perpetuidad el castillo de Càller. Y para que entendáis que la plaza de Bonaire es un buen mercado, quiero que sepáis que cuando el almirante supo que la flota había partido de Pisa, y que eran sesenta velas, tal como antes habéis oído, pasó revista al ejército que había en la plaza de Bonaire, y contó que había catorce naves grandes, de las que doce eran de catalanes, una del rey de França (1111) que había llegado de Xipre, y una de genoveses y güelfos de la ciudad de Gènova que el almirante había capturado; y por otra parte había treinta y seis leños de una cubierta, que eran de mercaderes catalanes, y había veintidós galeras, entre galeras y galeras con dos castillos, y ocho entre leños y taridas que servían para navegar por el lago. Y el almirante situó toda esta flota en fila frente a la empalizada de Càller, ya que recordaba lo que habían hecho las dos galeras, y así se aseguró de que nadie pudiese entrar al puerto.

Ahora dejaré de hablar de la plaza de Bonaire, y del almirante, y volveré a hablar de los genoveses y de los pisanos.


NOTAS


1108. El ratón y la rana (Esopo).

Un ratón de tierra se hizo amigo de una rana, para desgracia suya. La rana, obedeciendo a desviadas intenciones de burla, ató la pata del ratón a su propia pata.
Marcharon entonces primero por tierra para comer trigo, luego se acercaron a la orilla del pantano. La rana, dando un salto arrastró hasta el fondo al ratón, mientras que retozaba en el agua lanzando sus conocidos gritos. El desdichado ratón, hinchado de agua, se ahogó, quedando a flote atado a la pata de la rana. Los vio un milano que por ahí volaba y apresó al ratón con sus garras, arrastrando con él a la rana encadenada, quien también sirvió de cena al milano.

Moraleja. Toda acción que se hace con intenciones de maldad, siempre termina en contra del mismo que la comete.

1109. Esopo, fabulista griego

1110. Saetía. Embarcación latina de tres palos, y una sola cubierta, menor que el jabeque y mayor que la galeota que servía para corso y para mercancía

1111. Por los años de que hablamos tiene que ser Carlos IV de Francia y I de Navarra, el Hermoso. Último de la dinastía de los Capetos al no haber tenido descendencia masculina, por lo que su sucesor será un Valois, Felipe VI de Valois.

1 comentari:

67daniel ha dit...

Esa introducción y comparación fabulesca, ¡de la mejores! habrá que anotarla.

Un fuerte abrazo, Julio.

Sahha.